domingo, 8 de junio de 2014

Jabón natural de jazmín y bergamota



Fue un encargo para aniversario, él obsequiaba a ella. Quería que le diseñara un modelo “en mi línea”, con una condición, que fuese de jazmín.
Pocas veces hice macerados sólo con esta flor, la planta no da para mucho y suelo mezclarlo. Pero el verano pasado tuvo una floración muy abundante y reservé una pequeña cantidad para algún jabón especial o crema, bueno, ésta era la ocasión.
Aunque sabemos que el aroma de jazmín es muy seductor y un poderoso afrodisíaco para el hombre, muchas de nosotras lo encontramos algo empalagoso, su olor tan dulzón e intenso nos causa rechazo. Así se lo dije y quedamos en romperlo con bergamota (alimonada y refrescante).
Para persuadirle y convencerle de que el aroma iba a ser muy suave, apenas una insinuación, le comenté lo que opina un excelente perfumista emocional, Jimmy Boyd sobre esto: “Nada más exquisito que el perfume de la piel desnuda de una mujer puesta al día”. Me contestó que sí con una sonrisa.
Jazmín y bergamota, creatividad y equilibrio, dos aromas, dos emociones. El secreto está en la forma en que el aroma natural de la piel se apropia de estas fragancias.
Mirad el enlace sobre este perfumista que os va a gustar.


http://www.lavanguardia.com/lacontra/20101028/54061062353/mi-perfume-ideal-es-la-piel-desnuda-de-una-mujer.html








1 comentario:

Jacinta dijo...

Lindísimo, precioso, qué delicadeza!
Con la de jazmines qué tengo en casa...